miércoles, 18 de octubre de 2017

EL NIÑO Y LOS SORTILEGIOS

Foto: El País
Como es tiempo de estudio y de trabajo voy a presentaros una obra singular y muy apropiada: El niño y los sortilegios (L'enfant et les sortileges) del compositor francés Maurice Ravel.


La obra cuenta la historia de un niño indisciplinado, insolente  y caprichoso que no quiere hacer los deberes; pierde el tiempo y hace el vago. Cuando su madre le lleva la merienda y ve su actitud lo regaña y lo deja encerrado hasta que termine sus tareas. El niño entonces, enfadado,  se enrabieta y arremete contra todo lo que tiene a su alcance. Es entonces cuando aparece la magia: los objetos y animales que ha maltratado cobran vida, le hablan y le increpan; sillas, tazas, libros, papeles, personajes de sus libros te texto...hasta los animalitos del jardín tienen muchas cosas que reprocharle; ¿querrán vengarse? ¿será verdad lo que dicen del karma? ¿qué ocurrirá al final?
Atentos a la moraleja, os la preguntaré.


Como os he adelantado ya, se trata de una obra compuesta por Maurice Ravel, el compositor francés que tan bien conocéis mis alumnos de cuarto. Ravel la compuso en principio para ser bailada (ballet) pero luego la transformó en una pequeña ópera; se basó en un libreto de la escritora francesa Sidonie Gabrielle Colette.

En el primer vídeo podemos ver el ballet  y en el segundo, la ópera. Dejo a criterio del lector la elección; yo no se cuál me  gusta más.

Ballet (hasta el minuto 6 hay una explicación del argumento)

Ópera

Entradas relacionadas: 

No hay comentarios:

Publicar un comentario